Almas de Papel | Diseño Gráfico | Madrid

El Alma la esencia de un nombre:

Muchas veces nos han preguntado cuál es el origen y uso en el nombre del estudio: de la palabra Almas. Y lejos de tener un sentido místico y/o religioso, solo significa: principio, esencia, origen de lo que se es. Es una filosofía de entender y comprender el diseño gráfico en la elaboración de marcas y de sus “complementos gráficos”. Nuestro oficio no es vestir empresas, ya que no pensamos que el habitó hace al monje, pero sí al contrario, que los “otros hábitos”, es decir los actos, las esencias, las creaciones de las empresas, en definitiva: lo que hacen, son su Identidad, y todo ello ha de reflejarse visualmente, y en consecuencia en la Imagen que la gente tiene de ella. Es cierto que una buena impresión abre la puerta, pero esa impresión si es vacía de contenido nada hay que hacer, no volverán a escucharnos. De ahí que nosotros queremos transportar el alma de las empresas al papel, (y sí el papel es papel, de un cuaderno, de un folio, o una servilleta de bar) son nuestros principios de trabajo expresados en una simple frase: Almas de Papel En definitiva, Almas de Papel es Diseño Gráfico, y el diseño gráfico es comunicar la esencia de “las empresas” y sus actos de forma visual.

Almas de Papel es una idea personal de José Luis González.
JL González
Almas de Papel: la pensé y la cree gracias a la reflexión compartida con un amigo (Tomas Sánchez) que, en una larga conversación, resulto la frase. En aquella conversación buscábamos la razón de lo que hacíamos, salió si era el corazón la mente, los datos analíticos, el dibujo, la idea brillante tras horas de meditación o borrachera… Hasta que en un momento dado dimos con la clave, era el Alma, como esencia propia de las ideas, ideas buscadas, pensadas desde el origen del cliente, del problema a resolver y que por lógica era el principio de la acción, que siempre aparecía anotado al borde de un papel, y que correspondía al estudio del cliente y su encargo, repasamos hojas y documentos y ahí en la hoja de papel en el borde o bajo un subrayado o un manifiesto tachado dejábamos: la Idea. Desde aquel maravilloso día en la ciudad de Ávila, este servidor decidió que esa esencia, que esa forma de hacer y pensar debiera de ser el nombre de nuestro estudio. Han sido muchos estudios donde uno ha trabajado o colaborado y mucho trabajo que han ido a parar a agencias de publicidad de forma anónima. Pero si tengo que destacar a alguno ese va ser el estudio de Juan Antonio Martin Alda, que antes de fallecer lo convirtió en Kreatika. Alda, como le llamamos, nos enseñó que el trabajo diario, y el no conformarse con la primera idea era esencial, y que, si el impulso creativo era una forma muy válida de trabajo, no era ni mucho menos un método. Que un cuaderno un rotulador, el leer, el pensar, y el decir no (así mismo más que a otros), si era un método, de esa enseñanza salió quizás la más importante, que no todo era válido, y que no podemos ofrecer cualquier cosa, entre otra cuestión, porque no nos pagan para hacer arte, nos pagan para vender empresa y producto. Resumiendo, Almas de Papel es el resultado de una larga meditación y el destilado de unas enseñanzas durante ya… unos pocos años de vida. Tengan ustedes un buen día, tarde o noche, ya saben todo depende de la hora en que me lean…